Lagarto de bosque del género enyalioides

Foto: Luis A. Coloma

Descubren tres nuevas especies de lagartos de bosque, también conocidos como lagartos dragones enanos, se trata de reptiles propios de la familia Hoplocercidae -hoplocércidos-, género Enyalioides. Estos reptiles lacertilios reciben por parte de sus investigadores las siguientes denominaciones:

– Enyalioides altotambo sp. n. Torres-Carvajal, Venegas y de Queiroz, 2015
Nombre común en inglés: Alto Tambo woodlizards
Español: Lagartijas de palo de Alto Tambo.
Especie oriunda del Noroccidente de Ecuador

– Enyalioides anisolepis sp. n. Torres-Carvajal, Venegas y de Queiroz, 2015
Nombre común en inglés: rough-scaled woodlizards
Español: Lagartijas de palo de escamas ásperas.
Distribución geográfica: Sur de Ecuador y norte de Perú.

– Enyalioides sophiarothschildae sp. n. Torres-Carvajal, Venegas y de Queiroz, 2015
Nombre común inglés: Rothschild’s woodlizards
Español: Lagartijas de palo de Rothschild.
Oriunda del Norte de Perú.

En su investigación se compararon ejemplares de lagartos Enyalioides de diferentes países, destacando el hecho de que las especies investigadas presentaban rasgos morfológicos y patrones de color que difieren de los lagartos de bosque conocidos hasta la actualidad; además, desde el punto de vista de las relaciones filogenéticas, pruebas de ADN mitocondrial confirmaron que se trataban de especies de lagartos de bosques no descritas con anterioridad.

Entre los hábitos de estos curiosos lagartos dragones enanos destacan ser animales con bastante actividad diurna, se refugian en los troncos de árboles, raíces y hojas, prefieren las selvas tropicales bajas y áreas de bosques nubosos.

Con este descubrimiento, el número de especies integrado en el género Enyalioides se incrementa en 15 ejemplares de lagartos de bosque.

El equipo internacional de investigación estaba formado por el Dr. Omar Torres-Carvajal (Ecuador), Dr. Pablo J. Venegas (Perú) y Dr. Kevin de Queiroz (Estados Unidos). Sus trabajos fueron publicados en la revista ZooKeys.

Según manifiesta el Dr. Omar Torres-Carvajal, más de la mitad de estas espacies se han encontrado en áreas procedentes de Sudamérica, incluso en un primer momento desde el punto de vista de la literatura científica se consideraban grupos de lagartos con poblaciones mermadas en América del Sur; los hallazgos demuestran lo contrario, por lo que el investigador invitan a las agencias de conservación y financiación a tomar medidas encaminadas a la protección e investigación de los lagartos de bosque o dragones enanos en ese continente.